Los resultados de las elecciones no han dejado indiferentes a nadie y el pactómetro de Ferreras no ha dejado de echar humo desde que se publicaran los primeros escrutinios.

Las reacciones de los lideres políticos no se han hecho esperar y, aunque todos dicen haber ganado, seguro que más de uno anda llorando por las esquinas fuera de cámara.

Una de las declaraciones más estrafalarias ha salido de la boca del que fuese el último presidente que no es otro que Pedro Sánchez, el cual ha asegurado ante los medios estar satisfecho con los resultados obtenidos por su partido, pero que “si aquí se primaran cosas importantes como es ser guapo, como en los certámenes de belleza, no cabe duda que a esta hora yo seria el futuro presidente de España ya que habría sacado la mayoría absoluta.