Unidas Podemos busca apoyos en el Congreso para acometer una amplia regularización en la venta de Marihuana y derivados. La formación liderada por Pablo Iglesias propone “legalizar las drogas blandas para activar la maltrecha economía nacional que ha dejado la pandemia”, según ha anunciado este miércoles uno de sus portavoces. Además, propone que se concedan “espacios públicos para su consumo”.
La propuesta de Unidas Podemos ha encandilado a gran parte de los grupos parlamentarios a excepción de Vox que ha tachado la idea de “irresponsable” y no descartan pedir la dimisión de algunos miembros de la formación morada por entender “intolerable” que un Gobierno incite a “fumar canutos” a la sociedad.

De esta forma, Vox se convierte en el primer partido nacional que anuncia que no respaldará propuestas de “fumetas y perroflautas que sólo buscan convertir España en Marruecos y drogarnos para así no darnos cuenta de la realidad que nos esconden”.

En rueda de prensa telemática, Unidas Podemos tras las declaraciones de Vox, ha confesado que no contaban con el beneplácito de la ultraderecha y que tarde o temprano habrá que “meterle mano a la marihuana” porque es necesaria, económica y espiritualmente.