El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, aconsejado por su comité de expertos, ha anunciado en una rueda de prensa en Moncloa que va a empezar a copiar a China y va a recurrir a los test rectales para detectar la covid-19 en los viajeros que llegan del extranjero, un método más fiable, argumenta el presidente español, pero criticado por los usuarios de las redes sociales.

Al mando de todos estos nuevos test, Sánchez ha depositado toda su confianza en el actor Nacho Vidal. “Tiene toda mi confianza, tras acabar su carrera cinematográfica se sacó el título de sanitario y no veo persona más idónea para realizar estos test dada su gran experiencia poniendo medicación vía rectal”, explicó el presidente.

“Lo cierto es que el país asiático ha logrado frenar en gran medida la epidemia desde principios de 2020 y están a la cabeza de las nuevas medidas anti-covid por este motivo hemos decidido copiarle esta nueva forma de hacer test. El test rectal aumenta la tasa de detección de personas contagiadas porque el coronavirus permanece más tiempo en el ano que en las vías respiratorias”, declaró a Cabronews el doctor Matasanos, miembro del comité de expertos del Gobierno.

Todas las personas que quieran viajar a nuestro país deben presentar dos test negativos (PCR y serológico) antes de embarcar y, a su llegada y por cuenta propia, realizar una cuarentena de al menos 14 días en un hotel acompañado de Nacho Vidal que será el encargado de realizar este nuevo test anal durante dos semanas a los viajeros. “Cualquier precaución es poca en estos momentos y por eso confiamos plenamente en Nacho Vidal”, ha asegurado el presidente del Gobierno Pedro Sánchez.