Santiago Abascal ha estrenado acta de diputado esta semana y con ello ha podido al fin inscribirse en el registro de la cotización de la Seguridad Social.

El líder de VOX se ha mostrado muy entusiasmado por este hecho y como el mismo ha manifestado, “no se si estoy más feliz por poder usar este banco tan bonito o por haber conseguido por fin cotizar un día”.

Aunque en un principio a los diputados de la formación verde les ha costado ubicarse en el congreso, pronto han conseguido hacerse con sus sitios, “cobrar por estar sentado y decir tonterías, este era el sueño de mi vida, hasta que no lo he conseguido no he considerado oportuno que mi nombre entrase en esa lista de tiesos que es la Seguridad Social”, “trabajar es de pobres, pero esto, esto es otra cosa, esto es vida”, ha manifestado Abascal con un sonrisa que más que de oreja a oreja le daba un par de vueltas a la cara.

Quizás el bueno de Santiago no sepa que esto de trabajar no es flor de un día y que implica ir todos los días a cumplir con tus obligaciones. Habrá que observarlo y ver si después de tener que madrugar una semana completa sigue con esa bonita sonrisa que el líder de VOX lucia el día que tomó posesión de su acta de diputado.