A la redacción de Cabronews ha llegado la historia de Nillo Suelto, un joven enfermo de psiquiatría que después de varios años interno en un psiquiátrico decidió urgir un plan de huida para salir de allí.

El joven interno ataviado con una bata blanca, un estetoscopio colgado del cuello y una tablilla con papeles en la mano, logró salir por la puerta sin que nadie le pidiera ningún tipo de documentación. Cuando los médicos fueron conscientes de la desaparición ya era tarde y no hubo forma de dar con su paradero.

Nillo se mantuvo en esta situación de desaparecido cinco años hasta que hace unos días las autoridades lo hallaron regentando la clínica Cada loco con su tema, que al parecer llevaba ya tres años abierta con unos resultados mucho mejores que la propia de la que se había escapado.

Nuestro reportero Francisco Tilla ha podido entrevistar al director de la clínica de la que se escapó Nillo y este nos ha contado que, “viendo los resultados yo mejor me callo y me quedo como estoy, a ver quien es el guapo que reclama ahora que vuelva cuando nos esta dejando en evidencia, este es capaz de ponerse a curar locos aquí dentro y dejarnos sin negocio”.

Por su parte, el propio Francisco Tilla también ha podido contactar con el ahora famoso Doctor Nillo Suelto, el cual nos ha confesado que, “yo cuando salí por la puerta no me lo podía creer así que seguí andando y cuando pasé por delante de un escaparate me vi reflejado y pensé, qué bien me queda la bata, a ver si me he confundido de profesión y en vez de loco tenía que haber sido médico”, “así que empecé con una pequeña consulta y se me debió dar bien porque en un par de años ya regentaba mi propia clínica”.

No sabemos cómo terminará esta historia, pero de momento el Doctor Nillo Suelto ayuda a diario a decenas de personas a sobrellevar de forma digna sus respectivos síndromes.