El Gobierno ha comenzado la desescalada del confinamiento y una de las medidas que ha tomado ha sido la de dejar salir a los menores de 14 años, con uno de sus progenitores a dar un paseo de una hora a menos de un kilómetro de su domicilio.

Sin embargo, lo que muchos padres y madres han escuchado es: iros al parque o la playa de picnic, poned a los chiquillos a jugar al fútbol y vosotros sentaros seis o siete en un banco a fumaros un cigarro mientras despotricais sobre lo mal que lo hacen Pedro Sánchez y el coletas.

El Gobierno no quiere dar marcha atrás a esta medida, pero ante esta situación de pasotismo paternal y viendo que mantener a los niños y niñas tranquilamente dando un paseo es misión imposible, ha recomendado a los padres y madres que preparen una cacerola grande con agua hirviendo y metan a los niños al llegar a casa. “Poco rato, no vaya a ser que se achicharren”, han sido las palabras exactas del Ministro.

Ante estas declaraciones las redes sociales han echado fuego y, millones de personas pedían la dimisión del Ministro, el cual se ha limitado a decir en su cuenta de Twitter, “Pues Donald Trump dijo que bebierais desinfectante y ahí sigue, en la Casa Blanca”.