Algo está cambiando en este maravilloso país. Si antes se decía que de ocho personas, había siete mirando y una trabajando, en menos  de 25 años hemos pasado a reducir esas cifras a cuatro mirando y tres trabajando o al menos eso es lo que se desprende del reciente CIS de enero, cifras que invitan al optimismo.

No en vano, se ven signos de que se trata de una tendencia clara ya que, como queda ilustrado en la foto de esta noticia, hay dos medio trabajando “y eso no es normal” como nos dice un anciano del lugar.

Desde Cabronews nos hemos acercado a recoger las primeras reacciones del  gobierno: ”La verdad es que después de la inversión realizada no esperábamos menos, estamos muy satisfechos por los resultados y, además le digo que se me escapado alguna lagrimita viendo ese afán de trabajar de nuestros compatriotas”.

Si alguien se ha preguntado dónde está el octavo trabajador es simple, es el que hecho la foto.