Este mismo domingo de buena mañana sobre las 8:00h, llegaba a su domicilio en el término municipal de Jerez de los Caballeros muy perjudicado y con múltiples manchas de carmín por el cuello, rostro y camisa D. Agustín de la Verbena, que salió de su casa a por tabaco sobre las 21:00h la noche del sábado.

Hasta este bonito pueblo extremeño ha conseguido llegar uno de nuestros reporteros viajando en el tren y a conseguido el testimonio de Dña. Concepción Cielo Ganado, esposa del Sr. de la Verbena.

El pobre venía que parecía venir de la mismísima guerra de los Balcanes, descamisado, lleno de carmín, oliendo a whisky desde la entrada de la casa, y dando bandazos de un lado a otro”

En principio pensé que venía de estar en cualquier prostíbulo, lo metí en la ducha, le di un lavado y lo acosté. Se despertó a eso de las 17:00h y me contó que se peleó con un payaso borracho, de ahí lo de las manchas de carmín. Ya me quedé más tranquila, mi Agustín no me engaña a mí”, concluye una confiada Dña. Conchi ante nuestro reportero.