Curiosa noticia la que nos ha llegado desde el barrio sevillano de Triana, donde Manuel Despiste, joven de 25 años, salió a tirar la basura con su perro Rocky y acabó tirando al perro al contenedor y paseando la basura para que hiciera pipí y caca.

Uno de los reporteros de Cabronews se ha trasladado hasta la capital andaluza para entrevistarse con Manuel que nos ha dejado las siguientes declaraciones sobre lo sucedido:

“Fue a la mañana siguiente cuando me di cuenta de que Rocky no estaba conmigo, cuando al despertarme pude oler un terrible olor que venía de los pies de mi cama, el sitio donde duerme Rocky conmigo cada noche”.

“Al abrir los ojos y ver que lo que había estado durmiendo en mi cama junto a mi era una bolsa de basura mugrienta en vez de Rocky me llevé un susto tremendo y salí rápidamente a la calle a buscar a Rocky”.

“Por suerte pasé por al lado del contenedor y escuché ladrar a mi perro, así que lo saqué de ahí y le di un buen baño. Ahora dormimos los 3 en mi cama, la bolsa de basura, Rocky y yo, ya que le cogí cariño a la bolsa después de haber pasado esa noche durmiendo conmigo”, ha sentenciado Manuel ante la atenta mirada de nuestro reportero.