Nos ha llegado el caso de Manuel Telencuarto Sobra, madrileño de 35 años, que tras divorciarse de su mujer, tomó la decisión de vender la Smart TV UHD 8K Curvo de 65 pulgadas que tenia colgada en la pared de enfrente de su cama y la sustituyó por un cuadro panorámico de Cuenca.

Desde Cabronews nos ha llamado la atención la noticia y hemos enviado a una de nuestras reporteras a recabar más información sobre el suceso, que tras mirar un rato para Cuenca pudo entrevistar a Manuel, quien nos dejó las siguientes declaraciones:

“Llevaba cinco años casado con mi ex mujer y cada vez que nos íbamos a la cama siempre la misma historia ponía una serie en Netflix o aun peor el ‘Sálvame’ o algún programa de Telecinco y ni me dejaba dormir ni teníamos relaciones”.

“Así que después de mucho aguantar la misma historia decidimos divorciarnos y lo primero que hice fue vender el televisor y poner un cuadro panorámico de la ciudad de Cuenca”.

“Ahora a todas las chicas que traigo a casa les encanta mirarlo, es que Cuenca es una maravilla, muchísimo mejor que la tele”, ha sentenciado Manuel a nuestra reportera mientras ambos miraban a Cuenca.