La industria cárnica ha puesto en busca y captura a la famosa cerdita al saber que le han dado el certificado de 100% Ibérica.

En Cabronews no hemos tardado en mandar una unidad de corresponsales para intentar saber el paradero de Peppa, aunque no hemos sacado nada en claro, ya que sus amigos y familiares no sueltan prenda de donde puede estar escondida.

Solo su hermano George, tuvo la gentileza de dedicarnos unas palabras mientras todos los demás guardaban un silencio sepulcral, aquí sus declaraciones:

“Entre todos la convencimos de que se escapara, la idea de que vinieran a por ella y la sacrificarán no entraba en nuestras cabezas. Es muy simpática, buen animal y muy amiga de sus amigos.  Nos negamos a que la atiborren de bellotas para convertirla en comida humana como chorizo, jamones, solomillo al whisky y demás tapas humanas”.

“Todos sabemos que del cochino se come todo y ninguno de nosotros queremos ese final para nuestra Peppa”, asegura George desde su zahúrda.