El Rey se despidió ayer del pueblo cubano con un discurso conmovedor, en el cual daba las gracias por la generosidad que latinoamérica ha tenido siempre con el pueblo español y en el que valoraba el espíritu emprendedor que siempre ha caracterízado a esta tierra.

En ese sentido, quiso aclarar que nuestro más ilustre aventurero, Cristobal Colón y toda su tripulación, no fueron saqueadores o personas sin escrúpulos como algunos historiadores han querido hacer ver, sino que mas bien, fueron los primeros clientes del primer “Todo incluido” con pulserita de la historia, un modelo de negocio que aún hoy perdura aunque con más limitaciones que antaño.

“El hecho de que Colón dispusiera de vuestras mujeres, de vuestro oro y de todo lo que viera a su paso se debió a la falta de regulación y normas para limitar lo que se incluía con la pulserita, debido a que era la novedad” explicaba el Rey Don Felipe, “nadie en su sano juicio puede dudar de que fue un simple malentendido y con esta visita queremos honrar vuestra generosidad nuevamente” finalizó picarón Don Felipe mientras se ponía otra pulserita.