El gobierno a través de su ministro de defensa Salvador Illa, ha dado a conocer un informe interno en el que pone de manifiesto que el 80% de la gente que se queja de la otra gente que decide salir a pasear a la calle, lo hace desde la misma calle.

“Las conclusiones a las que llega el informe nos parecen muy relevantes ya que indica que la pandemia va más allá de un simple virus o problema de salud, nos encontramos rodeados de un elevado número de gilipollas y esa es un tipo de pandemia que lleva más tiempo y esfuerzo de erradicar”, relata el ministro.

“Como se ha podido comprobar, casi el 90% de los que no llevaban mascarilla en el supermercado se llevaban las manos a la cabeza al ver cómo otros tampoco la llevaban, llegando incluso a darse situaciones con insultos y vejaciones en público”.

“En las zonas verdes ha sido habitual verlos parados mirando con indignación a su alrededor mientras provocaban aglomeraciones al estorbar el paso” prosigue el ministro, “es por ello que desde el gobierno les pedimos encarecidamente que se guarden su opinión y se desahoguen escribiendo en un diario o algo porque básicamente a nadie le interesa una mierda”.